Receta: Fideos Chinos Frescos con Setas Mixtas y Espinacas

Hoy quiero darte una receta china vegetariana. Con los platos chinos más populares en Europa, con la ternera, pollo, cerdo, etc., se suele olvidar que la cocina china es sobre todo vegetariana. Por eso, y por las formas más comunes de cocción (salteado, al vapor,…), resulta tan saludable.

Para este plato, podrás encontrar fideos chinos frescos en paquetes envueltos en celofán en los supermercados asiáticos, y muchas veces en tiendas de alimentos naturales.

Restaurante chino-asiático Ni Hao: fideos chinos frescos

Esta receta sirve de 4 a 6 personas

Ingredientes

  • 350 g fideos chinos frescos (si no tienes fideos chinos, puedes usar espaguetis, linguine o tallarines udon)
  • 1 cucharada de aceite vegetal neutro (girasol, por ejemplo)
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo oscuro
  • 1 a 2 dientes de ajo picados
  • 500 g champiñones/setas frescos mezclados (champiñones con shiitake fresco, cremini, y/o cualquier otra variedad de tu elección)
  • 1/4 taza de vino blanco seco o caldo de verduras
  • 250-300 g espinacas frescas, bien enjuagadas, con el tallo quitado, y picadas en trozos grandes
  • 2 a 3 cucharadas de salsa de soja natural baja en sodio
  • Pimienta negra recién molida al gusto

Preparación

  1. Cocinar los fideos en abundante agua hirviendo hasta que estén al dente y escurrir.
  2. Mientras tanto, calentar el aceite en una sartén o wok. Agregar el ajo y saltear a fuego lento durante un minuto más o menos. Añadir los champiñones y vino o caldo. Tapar y cocinar a fuego medio, removiendo ocasionalmente, hasta que estén hechos al gusto (unos 5 a 8 minutos).
  3. Agregar la espinaca y cocinar, cubierto, justo hasta que se ablande la espinaca (de 2 a 3 minutos). Agregar los tallarines, luego sazonar con salsa de soja y pimienta. Servir inmediatamente.

Un plato chino, vegetariano, fácil, rápido y sabroso. ¿Qué más se puede pedir?

Las Dietas China y Mediterránea Reducen el Riesgo de la Depresión y la Ansiedad

El otoño pasado, unos investigadores en China publicaron un estudio en Public Health Nutrition sobre el efecto que tienen dietas específicas en la salud mental. Esto es algo diferente del estudio del ejemplar anterior, que se centró en los niveles de nutrientes específicos y su efecto sobre la salud mental.

Este grupo de 8 investigadores – junto con enfermeras escolares y públicas, así como entrevistadores – estudiaron los hábitos alimenticios de más de 5.000 jóvenes chinos de edades comprendidas entre 13 a 21 años. También midieron sus niveles de depresión y ansiedad.

Lo que descubrieron es que las dietas ricas en alimentos procesados o alimentos de origen animal aumentaron el riesgo de depresión y ansiedad.

Por otro lado, descubrieron que una dieta tradicional china (granos integrales, frutas, verduras, arroz y algunos productos de soja) efectivamente baja el riesgo de depresión y ansiedad.

Restaurante Chino Ni Hao: Alimentos Tradicionales

Un estudio de 2006 había encontrado correlaciones similares, descubriendo que una dieta mediterránea tradicional (frutas, frutos secos, verduras, cereales, legumbres y pescado) también protegía contra la depresión en los jóvenes.

Si queremos asegurarnos de tener una óptima salud mental, lo mejor que podemos hacer es seguir  dietas tradicionales de alimentos integrales, tales como las dietas tradicionales española y china. De nuevo hemos econtrado una relación entre las dietas tradicionales de mi país de origen y mi país de adopción. No hace falta elegir entre una dieta y la otra – ¡las dos son saludables y son perfectamente compatibles!

¡Que aproveche!

Receta: Tiras de Cerdo Salteadas con Pepino

El pepino absorbe la salsa con sabor a ostras durante el salteado, añadiendo un algo extra a este plato rápido y fácil. Servir con arroz cocido.

Sirve 3-4.

Ingredientes:

  •     500g de lomo de cerdo
  •     1 cucharada de salsa de soja
  •     1 cucharada de vino de arroz chino o jerez seco
  •     1/4 cucharadita de sal
  •     Una pizca de pimienta negro
  •     2 cucharaditas de maicena
  •     1/3 taza de caldo de pollo
  •     1 cucharada de salsa de ostras
  •     1 cucharadita de azúcar granulada
  •     1 pepino mediano
  •     1 cucharadita de jengibre picado
  •     1 cucharadita de ajo picado
  •     2 cucharadas de aceite vegetal

Preparación:

  1. Cortar la carne de cerdo en tiras finas. Colocar en un bol y añadir la salsa de soja, vino de arroz o jerez seco, la sal, la pimienta y la maicena usando los dedos para mezclar todo. Cubrir y dejar marinar la carne de cerdo en la nevera durante 30 minutos.
  2. Mientras la carne de cerdo se marine, preparar los otros ingredientes: combinar el caldo de pollo, salsa de ostras y el azúcar en un tazón pequeño o taza de medir. Cortar el pepino por la mitad longitudinalmente y luego o bien en diagonal en rodajas finas de 2cm de espesor, o al estilo juliana para que coincida con la carne de cerdo.
  3. Precalentar un wok (o una sartén) a fuego medio-alto y agregar 1 cucharada de aceite. Cuando el aceite esté caliente, agregar la mitad del ajo picado y el jengibre. Agitar durante 10 segundos, luego agregar la mitad de la carne de cerdo. Dejar que la carne repose durante un minuto, luego saltear hasta que se vuelva blanca y esté casi cocida. Retirar la carne de la sartén. Cocinar la mitad restante de la carne de cerdo, agregando aceite adicional según sea necesario.
  4. Calentar 1 cucharada de aceite en el wok (o la sartén). Cuando el aceite esté caliente, añadir la otra mitad del ajo y el jengibre. Saltear durante 10 segundos, luego agregar el pepino. Saltear durante 2 minutos, luego agregar la salsa y cocinar durante 2 minutos más. Agregar la carne y saltear durante 2 minutos más, para asegurarse de que la carne de cerdo esté bien hecha y todo se haya mezcladp. Servir caliente.